Sitio para analizar, aprender y crecer.Psicología para todos es el espacio para que por fin digas fuera a los problemas. Ayuda a los demás y a ti mismo colaborando en este espacio

lunes, 1 de diciembre de 2008

La brecha generacional en la adolescencia


Por: Gloria Caballero

Una inquietud general de los jóvenes adolescentes es la relación que pueden tener con sus padres y maestros, que dicho sea de paso, son las figuras de autoridad y que representan el "deber ser" de todo ser humano socializado.

Esta etapa, tanto para los padres como para los hijos, suele ser muy difícil, en tanto cuanto, las metas de una y otra parte se van distanciando en cuanto al contenido. Es decir, mientras el padre o la madre están pensando en que su meta en la vida es tener una familia integrada, donde sus miembros se muestren cariño, compañía y apoyo mutuo, los chicos adolescentes están en otra sintonía, ellos requieren de libertad, socialización, pareja y toma de decisiones personales. Esto ocasiona en ambos bandos una tensión que va desde la represión hasta veraderas batallas campales.

No importa de que lado estés, lo importante es que comprendas lo arriba mencionado que, tú padre o madre que estás leyendo esto o tú hija o hijo; aprendan a NEGOCIAR..

Veamos:
Los padres deben comprender que su hijo o hija ya no es un pequeño de 10 años que tiene ya establecidos los valores que nosotros les prodigamos en la infancia, ya nos es posible educarlos pero si orientarlos en la medida que ellos lo requieran. Deben también crear una ambiente de confianza hacia el joven para que éste a su vez pueda generarla y asumir las responsabilidades que su edad le exige. Por ello a la hora de negociar tenemos que escuchar sus puntos de vista, sus deseos o metas y también asumir que tomen sus decisiones aunque no nos gusten, así haremos que ellos asuman que ahora son ellos los que tienen que cuidarse. Sólo recuerden que ustedes ya tuvieron esa edad y que también lucharon por su libertad.

Por otra parte los hijos, deben tener conciencia que sus padres también tienen que adaptarse a una nueva etapa y que lo que más preocupa a éstos es la seguridad e integridad de sus hijos, entendiendo ésto es muy probable que puedan sentir empatía hacia los adultos y comprendan lo angustiante que es para los padres que sus hijos no demuestren que están interesados en que todos vivan con tranquilidad. Los padres no requieren que les detalles todos los pormenores de tu salida a aquella fiesta donde conociste a esa chica o chico que ahora te visita con frecuencia, lo que quieren es tener la seguridad de que tú asumes la responsabilidad de tu integridad física y emocional.

Si quieres más artículos como este Suscribete a mi blog por email...es gratis!!!

3 comentarios:

comentador dijo...

ta bueno ta bueno =0

Maoma dijo...

Tu articulo esta muy bien, yo creo que los abuelos establecieron reglas de la casa estrictas y tajantes como: "haces esto porque lo digo yo" uno obtenia su libertad cuando se casaba o se salia de la casa, en contrapartida actualmente muchos padres les dan 100% de libertad a los hijos con uso de recursos ilimitados (dinero o bienes) y da como resultado que los hijos presentan una falta de respeto a los padres y abuelos y no negocian recursos (dinero) solo exigen. HAY QUE ENSEÑAR A LOS HIJOS A NEGOCIAR

Gloria dijo...

Te agradezco mucho tu comentario, tienes mucha razón al respecto, prometo escribir un artículo que amplíe más tu planteamiento. Saludos

Publicar un comentario en la entrada

¡Tus comentarios son muy importantes! ¡Participa!

Visitas


Contador gratis

Seguidores